27 de enero de 2015

LA RIVOLUZIONE SIAMO NOI


Hoy, en la cima del Cerro Alaminos, pan y agua del pueblo. Cuatro naranjas. Pinos grandes orientados por el viento, vencidos mirando hacia el mar. Lirios de campo, ombliguitos, palmas enanas y algarrobillos de un metro. Grandiosos.
Sol de las diez. Y silencio del sur. Todo latiendo a la vez.




.

25 de enero de 2015

SÍ, ADIOS

Para mi, algunas cosas son difíciles y son fáciles al mismo tiempo.

Difíciles de sobrellevar, superar o manejar.

Pero fáciles de sobrellevar, superar o manejar si tengo un gesto para hacer honor a mis intuiciones, dando curso a lo que creo que debo hacer, no "por deber", sino por pura cortesía para con la vida: siento cosas de las que no debo esconderme, aunque no estén de cara, y debo darles curso, aunque no sepa en qué acabarán, sólo porque estoy vivo. Y debo estar contento por ello, y por sentir cosas que ennoblecen la vida.

Esas cosas que no sé a dónde me llevan, al parecer, tengo que mantenértelas entre líneas, por respeto a un "pero" que me pusiste en un mensaje, por respeto a ese espacio tuyo que no conozco. Esas cosas, en mí, no están entre líneas, están en mi vida diaria, y siempre me pregunto por qué debería ocultártelas o disfrazártelas. 

Me pregunto pero no me respondo.

Sólo sigo adelante, bajo mínimos, enmedio de este silencio, haciendo lo posible por saber que esas cosas que tú prefieres entre líneas y te despiertan los "peros", no me están bloqueando.

Tengo que hacer lo posible por mantener limpio el SÍ que tengo pintado en la cara.

Mantenerme aferrado a ese SÍ supone, a veces, un adios a toda la gente que no sabe o no quiere o no comprende esa energía. Un adios a toda la gente que no soporta mi intensidad.

Supongo que toda esa gente a la que digo adios, acabará entendiendo por sus medios, en conversaciones ajenas, que no es lógico darle la espalda a quien eres, sólo porque otros no lo entienden. Que dejar de seguir tus propios ritmos vitales, condicionarlos, adaptarlos al ritmo de otra gente, puede favorecer la convivencia, sí, pero es una manera de darle la espalda a la vida, que es un ratoncillo frágil que nunca pasa dos veces por el mismo sitio.




.

DOMINGO

Feliz Domingo. No
es el único día de creer y por supuesto
tampoco el único
día por crear. Supongo ahora
que Dios descansó
en Domingo, por dejarnos metáfora
de nuestra parte ineludible
en el crear del Todo.



.

DE BAR 3

Entro,
veo el plan y reboto pafuera. Después
a cuatro pasos a mi espalda
en mitad del frío de la calle vacía
me llamas,
que no te había visto,
y me dices te digo qué haces,
nos intercambiamos las consabidas
elusiones y sonrisas de nuestros
cinco minutitos al año.

Más guapa y más grande cada vez
me estaba yo diciendo cuando
en un suspiro
con la izquierda te lanzas no sé
a arreglarme las arrugas del gorro. Entonces
se me han quitado de pronto
las ganas de intentar hablarte,
las ganas de saber
quiénes somos frente a frente
qué estaremos echando en falta
cuando nos damos la espalda.

Has acabado con tu inconsciente caricia
y a mí se me han derramado las fuerzas
para serte guapo.

Y me digo
una más
una vez más
asomada a tu balcón dejando escapar
invisibles inadvertidos
cariños de fuego amigo temerario
sin tener que cruzar la calle.

Sigo
por mi parte
tontamente fuerte
adornándome canciones
afilando cuchillos
jugueteando dentelladas
dando lustre
tensión y brillo
a mi látigo de seda.




.

23 de enero de 2015

BANDEÁNDOME

entre el amor
y la fascinación.

Que también tengo derecho,
a la duda,
a la equivocación, al relajo.




.